MANTÉN TU MÁSCARA DE PESTAÑAS A PUNTO

¿ Estás cansada de que tu máscara de pestañas se te seque y te duré poquísimo aún usándola a diario ? sólo tienes que seguir unos sencillos consejos para sacarle el máximo partido.
Hace a penas un mes abrí una máscara de pestañas nueva y a la semana ya estaba seca! Casi me da algo! Así que rebuscando e informándome os voy a dar unos consejitos que probé en mis propias carnes para saber si funcionaban o no. Y si, me han servido para revivir un producto indispensable para mi ya que lo uso a diario y sin el que no suelo salir de casa.
El punto más importante para evitar que se seque una máscara de pestañas es cerciorarse de cerrar perfectamente el envase. Lo sé, cae de cajón pero a veces las prisas son traicioneras.
Indispensable es que no bombees el cepillo cada vez que lo uses ya que lo único que conseguimos es hacer que el aire penetre en el envase y se creen grumos y el líquido se vaya espesando. Tampoco debes de limpiar el cepillo utilizando el borde del envase, utiliza papel higiénico para eliminar los restos.
Puedes limpiar de vez en cuando el cepillo dejándolo bajo el grifo con agua caliente durante unos segundo. Los restos de producto desaparecerán quedándote el cepillo en perfecto estado y al introducirlo de nuevo el envase los restos de agua y la humedad harán que mejore el estado de la máscara. También podemos sustituir el agua por aguas florales.
Otra de las opciones es añadir unas gotas de aceite de almendras o de jojoba que habrá que agitar bien para que todo el producto se esparza por igual, devolverle el punto de hidratación perdido y vuestra máscara de pestañas estará como nueva.
Si seguís estos consejos tendréis máscara de pestañas para rato!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *